Ciego de amor

Ignacio se siente tan atraído por Lola que, cada vez que la ve, se paraliza.

Lola es sensual, bella, delicada. Pasea haciendo alarde de feminidad y dejando embelesados a quienes la contemplan.

Lo mejor de todo es que Lola también se ha fijado en Ignacio. Está decidida a hacérselo saber, pero también le habrá de contar un pequeño detalle sobre su verdadera identidad.

Si te gusta la entrada, comparte, por favor...