Me enamoré

Hay amores que sacan lo mejor de nosotros y amores destructivos, que nos consumen hasta aniquilarnos. Juan Francisco Martínez nos da testimonio de uno de esos amores dañinos en este cortometraje.

Cuenta que el comienzo fue difícil. Él apostó por ese amor, aun cuando todo su entorno se oponía. Le dio lo más valioso: su vida.

Enamorarse no siempre es bueno. Hay quien lo hace del trabajo, desatendiendo todo lo demás, de una mala persona o, como en este caso, de un espejismo de felicidad.

Si te gusta la entrada, comparte, por favor...