17 Desventajas de la soltería

Estar sin pareja tiene una serie de desventajas, que aumentarán en número e intensidad para quienes consideren la soltería como un estado aborrecible.

inalcanzable

Pongámonos en el pellejo de quien detesta estar soltero y apuntemos unas cuantas desventajas de esta situación.

1. En algunos momentos, te preguntas qué has hecho tan mal como para que no haya nadie interesado en compartir su vida contigo.

2. Te sientes excluido cuando sales con tus amigos, todos con su respectiva pareja.

3. Te ven como a un bicho raro, porque rompes con lo típico de la edad, que es tener una pareja. Y, más adelante, familia, hijos, etc.

4. Tu estatus en la sociedad está varios peldaños por debajo de las “señoras” bien casadas. (Si eres hombre, hay menos problema con esto.)

5. Hay personas que te compadecen; les conmueve tu situación, que consideran muy triste. Algunos lo llevan más lejos e intentan emparejarte con un conocido.

6. Te dan consejos continuamente para que salgas de tu tristísima soltería (o para que te aferres a ella, dependiendo de cómo les haya ido a ellos en su relación).

7. Te aburres de hacer siempre los mismos planes: Cena para uno, entrada al cine para uno, viaje para uno, etc.

8. Comienzas a envidiar a tus amigos casados, por los aspectos positivos que intuyes que tiene vivir en pareja. Algunos de ellos también te envidian a ti, por tu soltería. (Siempre nos parece mejor lo que no tenemos…)

9. No tienes quien te apoye en tus responsabilidades (con niños, padres, mascotas, plantas…). Y tú tampoco tienes a quien apoyar.

10. No haces equipo con otra persona para aprovechar vuestros respectivos puntos fuertes. Estás tú solo para hacer frente a cada una de las tareas que se deriven de las finanzas domésticas, las reparaciones, la alimentación, etc.

11. Te enfermas y te las tienes que arreglar como puedas. Y, si te mueres, quienes se dan cuenta antes son los vecinos, por el olor a putrefacción que sale de tu vivienda.

12. Llegas a casa de noche. Necesitas un abrazo y te tienes que aguantar. Nadie te pregunta cómo te fue el día. A nadie le importa. (Aunque esto también puede pasar cuando vives en pareja, ¿eh?)

13. La frecuencia de tus relaciones íntimas disminuye, a no ser que tengas acuerdos con amistades o que te acuestes con gente que busca lo mismo.

14. La conexión emocional que tienes en tus relaciones no es tan estrecha como la que puedas tener con una pareja (se supone).

15. Si quieres romper con la soltería, has de lanzarte al mercado y conocer gente. Y, cuando no estás muy suelto en el tema, esto puede ser estresante.

16. Se te acerca gente horrorosa, de ésa que piensa que estás desesperado/a y te vas a conformar con cualquiera y con lo poquito que te quieran dar.

17. Cuando llevas mucho tiempo soltero/a y viviendo situaciones semejantes a las descritas en los puntos anteriores, te vuelves menos dispuesto a apreciar los aspectos positivos de la soltería y piensas que estás condenado por toda la eternidad a estar sin pareja.

 

¡Qué dramático! Nos han salido un montón de desventajas. Pero piensa que toda situación tiene eso, ventajas y desventajas. Quien no es capaz de de ver ninguna ventaja en estar solo, también es probable que vea pocas cuando lleve tiempo en pareja.

Sugerencia: Aprovecha lo bueno que pueda tener cada etapa. Y, si quieres compartir tu vida con alguien, prepara el terreno y ve buscando a la persona adecuada. No te conformes con el primero o la primera que se presente.


Si te gusta la entrada, comparte, por favor...